NOTICIAS

Instituciones buscan controlar amenaza del castor en la Patagonia


La iniciativa busca mejorar los marcos institucionales para el control, la prevención y gestión efectiva de las Especies Exóticas Invasoras en los ecosistemas de la región.

En Punta Arenas se realizó el Lanzamiento del proyecto GEF “Fortalecimiento y desarrollo de instrumentos para el manejo, prevención y control del castor (Castor canadensis), una especie exótica invasora en la Patagonia chilena”.

Esta iniciativa es un trabajo intersectorial en el que participa el Ministerio del Medio Ambiente, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), Servicio Agrícola y Ganadero (SAG), Corporación Nacional Forestal (CONAF) y Wildlife Conservation Society (WCS-Chile).

En la actividad se presentaron los alcances del proyecto financiado por el Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF en inglés), cuyo objetivo es mejorar los marcos institucionales subnacionales para el control, la prevención y gestión efectiva de las Especies Exóticas Invasoras, en los ecosistemas de alto valor para biodiversidad en la región e incorporar la conservación en la gestión de paisajes productivos.

Eve Crowley, representante en Chile de FAO, manifestó la importancia de sumar esfuerzos tanto en el ámbito público y privado. “Los impactos que ha tenido el castor no se recuperan de manera natural y con acciones aisladas. Por eso el esfuerzo conjunto del Gobierno, las organizaciones ambientales, la comunidad y organismos internacionales es clave para abordar el problema”, indicó.

Se ha estimado que la abundancia de castores en el archipiélago fueguino podría estar entre 70.000 y 110.000 individuos (2006) y trabajos actuales del SAG documentan que sólo el 28% de los predios ganaderos de la isla hoy no tendrían presencia de castores en sus predios.

La actividad del castor fuera de su área natural de distribución no sólo afecta los ecosistemas mediante la corta de árboles, sino también por la disrupción del curso de agua y del ciclo hidrológico y químico en las cuencas afectadas. Se ha estimado que alrededor de la mitad de los bosques riparios de Tierra del Fuego ya han sido afectados, así como importantes áreas de turberas y sus valores combinados de biodiversidad y capacidad de mitigación del cambio climático.

Felipe Guerra Díaz, Biólogo Ambiental y Doctor en Economía Ecológica y Gestión Ambiental es Coordinador del Proyecto que se extenderá hasta 2020. “En este primer año debemos poner en marcha los pilotos, elaborar los borradores de marcos regulatorios de normativa regional y local y paralelamente trabajaremos en el área de Comunicación y Educación Ambiental. Durante los próximos años, debemos generar los insumos para el desarrollo de políticas públicas futuras para la gestión del castor como especie exótica invasora”, indicó.

El proyecto recuperará ecosistemas, biodiversidad terrestre y de agua dulce, altamente o potencialmente afectadas por el castor como especie exótica invasora. Además, validará metodologías de detección y erradicación en al menos 110.000 hectáreas y 1.000 km de cauces de agua a través del desarrollo de cuatro pilotos en las siguientes cuencas hidrográficas: Laguna Parrillar (Reserva Nacional y sitios aledaños), valle La Paciencia (Parque Karukinka), Río Marazzi (Tierra del Fuego) y al sudeste de la Provincia de Última Esperanza. @prensaantartica

Muchas gracias por comentar en @PrensaAntártica

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: